tatitas6

Si bien la mayoría de las personas procesan diariamente varias informaciones sensoriales al mismo tiempo, algunos niños, sobre todo los niños TEA, tienen dificultades para gestionar esta información. Se hablará entonces de desorden del proceso sensorial, teoría desarrollada por Jean Ayres, terapeuta ocupacional  americana. Se han establecido diversos protocolos para ayudar a los niños a gestionar mejor estos trastornos, como el de Wilbarger, también denominado protocolo del «cepillado».

 

Este programa, utilizado por algunos terapeutas ocupacionales, tiene como objetivo acostumbrar a los niños al tacto, disminuir las manifestaciones de hipersensibilidad y estimular la conciencia del cuerpo. En la práctica, este protocolo intensivo implica un «cepillado» en diferentes partes del cuerpo de 2 a 3 minutos cada 2 horas durante 15 días, entre 8 y 10 veces al día. En función del niño, la duración de 15 días puede prorrogarse. Durante 2-3 minutos, el profesional «cepilla» al niño para provocar una presión sobre sus músculos y las articulaciones. Una secuencia de compresión de las articulaciones sigue siempre el «cepillado».

Cepillo de Wilarger

$774.00Price
Color

    DIRECCION

    • Facebook
    • Pinterest
    • Instagram

    MEDIOS DE PAGO

    Social